“EL NO SE SENTÍA RESPALDADO POR LAS LEYES” CONFESÓ LA ESPOSA DE ROLDAN

La mujer contó que su hijo de cuatro años se enteró de lo que ocurrió con su padre por televisión.

La esposa del inspector de la Policía Federal Juan Pablo Roldán, quien fue asesinado este lunes en el barrio porteño de Palermo, sostuvo que su marido como miembro de la fuerza “no se sentía respaldado por las leyes” y “temía perder su carrera y su trabajo”.

“El policía es visto como el malo por una parte de la sociedad y tiene miedo de disparar”, expresó Carolina, horas después que su esposo muriera apuñalado por Rodrigo Roza, un vecino del barrio de Palermo con problemas psiquiátricos, que murió esta madrugada.

“Él sabe todo. Le dije hijo tenemos que hablar de algo importante que pasó con papá. Se tapó los oídos y me dijo que ya sabía todo, que no quería escuchar más nada”, expresó sobre el dramático momento.

Carolina dijo que, “a pesar de trabajar muchas horas para tener un sueldo digno, Juan Pablo casi no dormía para tener momentos” con ella y con su hijo.

Según Carolina, su esposo “era feliz siendo policía y era su vocación, pero estaba disconforme, no se sentía respaldado por las leyes, temía perder su carrera y su trabajo”.

“Siempre para una parte de la sociedad el policía es el malo, el que quiere matar y hacer daño a los demás”, añadió en diálogo con el canal TN.

No obstante, la mujer de Roldán aseguró que “Juan Pablo siempre estaba dispuesto a ayudar en una situación como la ocurrida en Palermo y”si había un problema siempre era el primero”.

“Siempre me decía ‘yo soy policía y no importa si estoy de franco, tengo que intervenir porque es mi trabajo'”, recordó.

También se lamentó de que no hayan abierto fuego sobre el agresor en el momento en el que se abalanzó sobre el padre de su hijo.”No sé porque no disparó el compañero que estaba al lado. Pero no lo culpo. Hay que estar ahí”, expresó.

Elba, la madre del policía fallecido, coincidió en que “las leyes tienen que cambiar, porque siempre se tiene al policía en la mira”. Además, rememoró que su hijo “quiso ser policía desde que tenía dos años, porque también su papá estaba en la fuerza”.

“Él siempre iba al frente. Era jefe e igual se exponía, pero siempre fue muy atento. No comprendo lo que pasó, si le hubieran disparado a este tipo antes no hubiera llegado a hacer lo que hizo”, sostuvo la mujer, apenas llegada de Entre Ríos, su provincia de residencia.

Comentarios de Facebook

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here