El trabajo, que analizó el comportamiento de precios en 42 países entre diciembre del 2016 y septiembre último, sostiene que la “constante clara es que la tasa de inflación supera ampliamente a las del resto de países considerados”.
   “En consecuencia, es prioridad bajar la tasa de inflación de manera sostenida, para por esa vía disminuir la volatilidad de los precios relativos y mejorar la asignación de los recursos escasos”, sostuvo el IARAF.
   Al referirse a un probable acuerdo político luego de las elecciones, sostiene que para que tenga éxito la clave es que “se definan líneas de acción para bajar genuina y sostenidamente la tasa de inflación”.
   “Como la inflación es un síntoma, eso requiere ponerse de acuerdo en las causas y lo esencial es apuntar los cañones a bajar la inflación”, indicó la entidad.
   Según el relevamiento, los precios del grupo vivienda, agua, electricidad y otros combustibles fueron los de mayor volatilidad, y le siguieron comunicación y educación.
   Entre los que tuvieron menor volatilidad figuraron equipamiento y mantenimiento del hogar, alimentos y bebidas no alcohólicas, y recreación y cultura. .
   El estudio del IARAF señala que la Argentina “siempre está entre los seis países con precios relativos más volátiles”.
   “En Vivienda, agua, electricidad y otros combustibles, Salud y Educación ocupa el primer lugar y en alimentos y bebidas no alcohólicas y recreación y cultura, ocupa el puesto número 6 entre los 42 países analizado”, indicó.
   El análisis concluyó también que la Argentina fue “el país de mayor inflación promedio anual, con un 42%” en el período analizado, seguido por Turquía, con 15,1%, mientras que los que tuvieron menor alza de precios fueron Italia, Portugal, Israel, Suiza, Grecia y Japón, con una inflación promedio inferior al 1%.

Comentarios de Facebook

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here